En la actualidad la frecuencia de los ciberataques ha crecido de una forma exponencial,  ya que avance del acceso a Internet, ha permitido que los hackers encuentren todas las herramientas que necesitan casi a coste cero. Esta problemática se ha ido agudizando poco a poco, con el trabajo de algunos, que ahora son los hackers más famosos y que abrieron paso, descubriendo vulnerabilidades críticas.

Si tiramos de hemeroteca, surgen nombres de hackers que acapararon los titulares de los periódicos. Algunos de ellos se han quedado en el lado oscuro, pero sin embargo, otros decidieron usar su talento en el sector de la ciberseguridad.

Os presentamos nuestra selección para el TOP 5 de los hackers más famosos, sus ataques y qué camino han tomado.

Cuenta regresiva: TOP 5 de los hackers más famosos de la historia

 

  1. Michael Calce:

Conocido como «Mafiaboy», este hacker, se hizo famoso con tan solo 15 años, cuando un día de San Valentín del año 2000 logró tomar el control de la red de ordenadores universitarios, usando sus recursos combinados para causar problemas al motor de búsqueda número uno de la época: Yahoo. En la misma semana, atacó las redes de Dell, eBay, CNN y Amazon con denegación de servicio (DDoS) saturando los servidores corporativos y colapsando sus sitios web.

Lo delató su ego, al jactarse de su hazaña con sus compañeros y en algunos chats. Fue condenado a un año de libertad vigilada, se le limitó el acceso a Internet y tuvo que pagar una multa. En su caso, si se consiguió que se reformara, y hoy en día es consultor de seguridad informática para empresas importantes.

Este hecho puso muy nerviosos a inversionistas y defensores de Internet, ya que logró afectar al sitio web más grande del mundo (para entonces), que estaba valorado en más USD 1000 millones. Impulsó que empezaran a cuestionarse la seguridad de internet, y que se comenzara a legislar al respecto.

  1. Albert González:

Apodado «soupnazi», comenzó en el mundillo liderando un grupo de frikis informáticos problemáticos, durante la secundaria. Más tarde fue miembro activo del sitio de comercio criminal Shadowcrew.com.

Cuando tenía 22 años, soupnazi fue detenido en Nueva York por un delito de fraude de tarjetas de débito, relacionado con el robo de los datos de millones de cuentas. Se convirtió en informante del Servicio Secreto, para evitar ir a la cárcel, delatando a miembros de Shadowcrew.

Sin embargo, durante este período, en colaboración con un grupo de cómplices, reanudó su actividad delictiva y, en 2005, robó más de 180 millones de cuentas de tarjetas de pago a empresas como Office Max, Dave and Buster’s, Boston Market… The New York Times Magazine publicó que este ataque fue la primera filtración de datos en serie de información de tarjetas de crédito.

Albert y sus cómplices utilizaron inyecciones de SQL para crear puertas traseras en varias redes corporativas y perpetraron el robo valorado en USD 256 millones, solamente para la corporación TJX.

González fue condenado en 2010, a una pena de 20 años de cárcel y aún sigue cumpliendo condena.

  1. Kevin Poulsen:

En 1983, Poulsen, de 17 años de edad, haciéndose llamar Dark Dante, hackeó ARPANET, nada más y nada menos que la red informática del Pentágono, pero no tardó en ser descubierto. Por ser menor de edad en ese momento, lo pusieron en libertad después de una advertencia.

Pero Kevin no atendió al aviso y siguió haciendo de las suyas. En 1988, logró acceder a un ordenador federal y llegar hasta archivos sobre Ferdinand Marcos, presidente destituido de Filipinas. Cuando las autoridades lo descubrieron, decidió esconderse. Y se mantuvo activo, desde la clandestinidad, robando archivos gubernamentales y revelando secretos.

Una de las anécdotas que lo llevaron a la fama, fue que en 1990, pirateó la línea telefónica de una emisora radial, para asegurarse de ser el oyente número 102 y ganar Porsche, unas vacaciones y USD 20.000.

Al final Poulsen fue arrestado y se le prohibió el uso de ordenadores por tres años. Y desde entonces, se ha reformado y ejerce de periodista serio que escribe sobre ciberseguridad, actualmente es editor sénior de Wired y en 2006 contribuyó a identificar a 744 abusadores de niños vía MySpace.

  1. Adrian Lamo:

A los 20 años, este hacker, utilizó una herramienta de administración de contenido no protegida en Yahoo y modificó un artículo de la cadena Reuters, agregando una cita falsa que atribuyó al exfiscal general John Ashcroft.

Se le conoce como el ‘hacker vagabundo’ ya que deambulaba por diversos accesos a Internet como cibercafés para realizar sus ataques en distintas jurisdicciones y exponerse lo menos posible.

Lamo solía hackear sistemas y, luego, avisaba a la prensa y a sus víctimas; en algunas ocasiones los ayudaba a resolver las vulnerabilidades y mejorar su seguridad. Pero superó el límite cuando atacó la intranet de The New York Times, incluyéndose en la lista de fuentes expertas, para poder investigar personajes públicos de alto nivel.

También delató a Chelsea Manning, responsable de la filtración a WikiLeaks del vídeo que mostraba a soldados estadounidenses asesinando a un fotógrafo de Reuters y a otros civiles en Afganistán así como documentos clasificados del ejército de los EE.UU.

Lamo fue sentenciado a seis meses de arresto domiciliario, por el robo de datos al New York Time y actualmente trabaja como periodista.

1. Kevin Mitnick:

Apodado “El Cóndor”, a principios de la década de los 80 lo acusaron de hackear el sistema NORAD (Comando de Defensa Aeroespacial de Norteamérica) y a partir de entonces se convertiría en el cibercriminal más buscado en la historia de Estados Unidos para la época.

Sus ataques inspiraron la película «Juegos de guerra» de 1983. En 1989, atacó la red de Digital Equipment Corporation (DEC), líder del sector de fabricantes de equipos informáticos. Posteriormente, fue arrestado, condenado y enviado a prisión.

Mitnick no usó para provecho personal los datos obtenidos en sus ataques, al parecer, solo quería demostrar que tenía la capacidad de llevarlos a cabo.

Cuando se emite una orden judicial contra él por el ciberataque a Pacific Bell, Mitnick huye y permanece oculto durante dos años. Cuando fue atrapado, se le sentenció a prisión por múltiples cargos de fraude electrónico e informático.

“El Cóndor” es otro caso de hacker reformado qué se cambió de bando y se dedica a la consultoría de ciberseguridad.

Acabamos este TOP 5, con una reflexión. Comúnmente se relaciona la palabra hacker con un cibercriminal, sin embargo no siempre es así, para diferenciar a los buenos de los malos se usan los términos «white hat» y «black hat», pero recientemente se está comenzando a aceptar tratarlos  a todos com hackers, sean del bando que sean. Porque de una forma u otra, todos contribuyen al desarrollo de la ciberseguridad.